Si pensamos en música actual no podemos evitar pensar en el nuevo reggaetón, ese estilo musical tan odiado y amado a partes iguales y que tiene defensores y detractores en todo el mundo, no tanto por su música en sí como por sus letras que, en su mayoría, tienen un contenido machista. No obstante hay muchos más estilos musicales que han ido calando hondo estos últimos años, probablemente uno de los más destacables sea el elegido por Rosalía, esa especie de fusión flamenca moderna que hace que la mayoría de jóvenes, y no tan jóvenes, muevan el esqueleto constantemente.

Y es que Rosalía ha sabido unir lo que parecía ser una tendencia musical en toda regla, la tradición y la actualidad musical dando cabida a nueva artista en el panorama internacional. Otra cosa ya son las opiniones personales que podamos tener cada uno puesto que, tras verla cantar en los Goya de hace dos años, puedo confirmar que Rosalía, sin tener una gran voz, puede llegar a ser una gran cantante, el problema es que esos géneros musicales que graba no lo demuestran, ni por asomo.

Pero opiniones aparte es indiscutible que la figura de Rosalía, así como otras figuras del reggaetón más puro como Maluma, han calado hondo en nuestra sociedad y, nos guste o no, es lo que hay. Por suerte, también podemos encontrar canciones con base de reggaetón cuyas letras son mucho más feministas que las que todos conocemos, el problema es que por ahora no tienen el apoyo suficiente como para aparecer en los primeros puestos de Spotify.

Incluso cantantes que tienen un sólido y marcado estilo musical como Pablo Alborán se han arrodillado ante las mezclas más comerciales. Y es que su “Tabú”, cantado junto a la cantante Ava, lleva siendo cabeza de lista varias semanas en los 40 Principales.

Según David Kano, reconocido productor de música madrileño, apostar por el amalgama musical intentando crear algo nuevo que aúne tu propio estilo con las tendencias más actuales podría ser uno de los mejores aciertos en la carrera musical de un artista, porque adaptarse a los tiempos que corren no significa perder tu esencia, sino conseguir que esa esencia permanezca viva en música actual que puede lanzarte al reconocimiento nacional e internacional.

Ahora bien, en cuestión de consumo y producción de música, qué tendencias parecen estar vigentes este 2020.

Tendencias 2020:

  • Las canciones se acortan: atrás quedaron esas canciones que duraban prácticamente cuatro minutos, y a veces incluso más. La duración media de una canción en el Top 10 ronda los tres minutos y eso es debido al streaming. Cuanto más corta es una canción menos pesa y, por lo tanto, más rápido se descarga y, además, menos posibilidades hay de que el oyente salte de canción cansado de escuchar la tuya.
  • Cuidado con los géneros: hablábamos antes de géneros musicales y muy correctamente veíamos como la fusión de ciertos estilos funciona, y muy bien. Probablemente una de esas últimas fusiones venga de la mano de artistas americanos que han sabido mezclar lo que aparentemente parecía imposible, el country y el hip hop. Eso significa que la típica clasificación de géneros empieza a ser cosa del pasado, pues ya no es todo tan clasificable.
  • Los 80 han vuelto: no es que las canciones de los 80 hayan vuelto como tal, que también, sino que la música de nueva creación que muchos artistas están componiendo tienen cierto aroma ochentero que cada vez huele más. Pero no es solo la música, sino que la estética también está empezando a hacer mella en el estilo de mucha gente.
  • El streaming es lo que vende: las ventas ene l mundo físico vana la baja y eso se refleja en cómo los artistas están creando sus nuevos temas. Hoy en día, si quieres triunfar, no hay que sacar un Single con la mejor discográfica de mundo, lo que tienes que hacer es tener un gran equipo de marketing promocional detrás de ti y subir tus canciones a Spotify y Apple Music YA.
  • La tecnología es la base: por el mismo motivo que el punto anterior, la tecnología es ahora la base de la música y con esto no quiero decir que la tradición se haya ido al garete o que toda la música pueda crearse a base de ordenadores (aunque todo llegará), pero hay que reconocer que ahora mismo sin un buen equipo tecnológico poco podemos hacer.
  • La música urbana en auge: y por supuesto hay que dejar claro que lo considerado como “música urbana” es lo que ahora mismo tiene mayores posibilidades de crecer en cualquier ámbito. Da igual si hablamos de flamenco, de hip-hop o de perreo porque la idea de que un tema proviene del buen hacer de unos músicos urbanos es mucho más vendible que cualquier otra canción comercial salida de un estudio de grabación al uso.

Cuatro tendencias que debes conocer

Ahora bien, si hay cuatro tendencias en el mundo de la producción de la música que todos los amantes del sonido debemos conocer son las siguientes:

  1. Música desarrollada con inteligencia artificial: la IA va a automatizar el proceso de creación y promoción de música, ahorrando así tiempo y costes de producción, eliminando a los intermediarios y democratizando a la industria.
  2. Democratización: desde ordenador directamente a Yotube y a la listas de reproducción. Ahora ya no es necesario pasar por un canal de distribución, aunque funciona, sino que te vale con un buen marketing y un buen ordenador.
  3. Ingresos y publicidad: La inteligencia artificial también hará que sea más sencillo crear y enviar el mensaje perfecto a la audiencia perfecta en el momento perfecto. Del lado de los negocios en la música, esto ayudará a los artistas a alcanzar a su audiencia de forma más eficiente, lo cual generará más ingresos.
  4. Repertorios locales: La democratización actual que impulsa las tendencias del streaming estará asociada a los mercados locales. En estos territorios en desarrollo, el consumo de la música será distinto al que vemos actualmente. Este nuevo flujo de usuarios que vienen de todas partes del mundo hará que aumente el foco de la industria en la música local.

Deja una respuesta