Las tendencias dentro del sector dedicado a la fabricación, distribución y venta de muebles son diversas y muy variadas. Existe una inmensa cantidad de estilos de decoración, de utilidades y de tamaños entre todos los muebles que cada año se exponen en ferias y en diferentes escaparates para que sean los usuarios los que los escojan. Esa cantidad hace que la competencia entre ellos sea feroz y el cliente tenga a su disposición la oferta más extensa de las que han existido hasta ahora. Y es que el sector del mueble ha vuelto a ser competitivo. Y eso se está notando bastante.

Dentro del propio sector del mueble existe competencia entre los diferentes tipos de utensilios con los que una familia o un particular puede hacerse para darle un estilo u otro a su vivienda o simplemente para ganar en comodidad. Cuando hablamos de muebles, la primera estancia de una casa que suele acudir a la mente de los compradores es sin duda el salón. Y es que el sofá, la mesa principal, sus sillas o las diferentes estanterías que lo completan hacen de él la estancia de la casa preferida por muchos.

Otras de las estancias en las que el mobiliario juega un papel esencial son los dormitorios. Todo lo que está relacionado con el dormitorio suele contar con una atención especial por parte de un cliente. Lógico y normal. Dormitorio significa intimidad. Para muchos, es la única parte del mundo en la que realmente no tienen nada que esconder. Es por eso por lo que el mobiliario que lo compone es tan estudiado y el motivo que hace que los clientes sean tremendamente exigentes en este sentido.

Pero no cabe duda de que, dentro del número de muebles que componen un dormitorio, hay uno que es el Rey. Se trata del armario. En efecto, la gente suele tener en cuenta el espacio del que dispone para guardar una de las cosas que más aprecia: su ropa. De ahí que muchos y muchas no se conformen con cualquier cosa. Una situación así hace del armario uno de los muebles en los que más competencia hay y en los que las posibilidades son más grandes. Los hay prácticamente para todos los gustos y también para todos los estilos.

El empotrado, la tendencia más seguida a día de hoy

Como en todos los sectores, la moda actual y las tendencias asociadas a ella hacen que haya un determinado tipo de productos que sea considerado más óptimo o más necesario en un momento en concreto. El sector del mueble no es ajeno a ello y, en lo que guarda relación con los armarios, tampoco. En cuanto a éstos, la tendencia actual ha quedado clara y es perfectamente explicada por los expertos de una entidad que conoce el sector tanto como Sidón Armarios: a día de hoy, los armarios empotrados son la elección preferida del público general.

Las ventajas que presenta un producto como el armario empotrado son enormes en cuanto a las facilidades que le proporcionan al usuario. En primera instancia, hacen que se reduzca el espacio que debe ser ocupado por un mueble de unas dimensiones como tales, haciendo posible que un elemento como la amplitud sea la característica diferencial de nuestra habitación. Por otra parte, y no menos importante, los armarios empotrados suelen contar con una mejor distribución del espacio para guardar ya no sólo la ropa, sino una enorme cantidad de nuestras pertenencias.

¿Que por qué están aumentando sus ventas? La pregunta se responde sola. Las facilidades de vida que otorga un producto de estas características hace que el diseño del domicilio se transforme por completo, de manera radical. El espacio es mucho mayor, la casa respira y es posible caminar sin la necesidad de tener tanto cuidado para no chocarnos con algo.

No me digáis que no se ven las cosas de otra manera sin un armario que esté permanentemente molestando dentro de nuestra casa. Disponer de espacio es de un valor incalculable en casa, y mucho más si se trata de una vivienda de reducidas dimensiones como las de tantos y tantos españoles que viven en las grandes ciudades. Para ellos y para todos, los armarios empotrados son una solución ideal.

Deja un comentario